¿Has hecho esto? 5 prácticas de riesgo muy frecuentes en la cocina

Hay hábitos tan domésticos y cotidianos que no pensamos en sus riesgos potenciales. Acciones tan sencillas como ducharse, encender una estufa o subirse a una escalerilla para ordenar los armarios pueden ocasionar problemas. Y, de hecho, los producen. Los accidentes domésticos afectan, al año, a más de un millón y medio de personas en España y suponen la cuarta causa de muerte en Europa. Caídas, golpes, cortes y quemaduras son algunos de los siniestros más frecuentes en las casas. Buena parte de ellos se concentran en nuestra cocina y tienen que ver con la seguridad alimentaria. En este artículo, reseñamos cinco prácticas que parecen inofensivas pero pueden acabar en un susto, y la manera no caer en ellas.

1. Servir la tortilla en el plato que hemos usado para darle la vuelta

Este es un gesto muy frecuente; tal vez porque resulta práctico y nos evita fregar de más. Pero, cuidado. Si cuando prepara una tortilla de patatas usa el mismo plato para darle la vuelta y para servirla, debe saber que el riesgo de salmonelosis aumenta de manera notable. ¿Por qué? Por los restos de…

Artículo publicado en Eroski Consumer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: